Correr Definitivamente no es de Cobardes

Correr Definitivamente no es de Cobardes

30 julio 2009

...He vuelto

2 semanas desde mi último post … vaya! ya me vale!

No es que haya estado de vacaciones, ni mucho menos, pero tampoco tenía nada interesante que contar, más que lamentos y pesares varios y no quería que el blog se convirtiera en un consultorio lacrimógeno: yo quejándome, llorando y vosotros animándome, cosa que siempre agradezco. Sufrir por dentro también te hace fuerte.

Todo fue porque la molestia del pie izquierdo se fue complicando … y de mala manera: la tendinitis en los extensores derivó en un esguince de los ligamentos del antepie generado por la última corrección que me introdujo el podólogo en la plantilla, y terminó con una contractura en la zona del pedio, de la que ya parece que voy saliendo.

Imaginaos el panorama, descanso forzado, sólo piscina por recomendación médica (incluso durante los 4 días que estuve de baja) y todo el día en la “posición del jamón”… así que, mi estado de ánimo no era como para tirar confetis y decidí no escribir nada hasta estar recuperada …. más o menos.



Ahora parece que el dolor quiere irse. Eso espero. Aún me noto lenta y el tobillo “flojo”, así que aprovecharé para fortalecerlo con ejercicios de equilibrio en bosu. Y como me ha dicho mi amiga Marisa, también es bueno perder forma para volver a recuperarla …y más ahora que vienen dos meses de preparación para el Maratón de Chicago…
Así que, preparaos porque he vuelto … y con ganas!


-Gracias por vuestros mensajes “ocultos”

durante estas dos semanitas de ausencia-
-Gracias Pepe y Marisa por vuestras diarias llamadas

para ver cómo iba desde vuestras vacaciones en la playa-
-Gracias Papis por vuestra preocupación y ánimos-

-Gracias Fran por aguantarme estas semanas-

4 comentarios:

Mildolores dijo...

Bueno, pues tal y como te decía ayer o antes de ayer en tu anterior entrada, espero que "poco a poco" (valga esta rectificación) vayas gastando zapas a diestro y siniestro.
Desde luego que es paradójico, pero esencial, lo del perder la forma para luego recuperarla. Parece estúpido, pero es necesario. Lo malo es que luego cuesta un pelín volver a ponerse las pilas y además da pereza. A mi por lo menos. En esas estoy.

Tania dijo...

Hola Rosa! a mi también me ha tocado pasar por lesiones y qué te puedo decir que ya no sepas!! y es que solo el lesionado sabe lo que se siente quedarse en casa y no ponerse las zapas para salir a correr!! en mi caso fue curioso porque tuve 1 mes de parón y el descanso forzado me vino de maravillas porque por alguna razón mi cuerpo descanso y asimiló el entrenamiento que venía haciendo hace meses, sí recuerdo que no pude correr la Media de Latina, pero al volver no sentí que perdí mucho.
Recupérate pronto!
bss
Tania

Quique dijo...

Me alegro mucho Rosa, ya verás como llegas al maratón de Chicago en plena forma, aún estás a tiempo de empezar un buen plan.

Un saludo
Quique

Jaime N@v dijo...

Animo Rosa... que puedes con todo.
Sdos.